Cultura

Cruceros y Expediciones a la Selva Amazónica Ecuatoriana

Las Culturas de la Cuenca Amazónica

 

La amazonía ecuatoriana es hogar de alrededor de 100.000 indígenas divididos en siete grupos culturales. Los Quichuas es el grupo mayoritario con una población de alrededor de 60.000 habitantes. El origen del grupo es diverso ya que proviene de la combinación de diferentes grupos que adoptaron el idioma Quichua en el siglo XV. Al principio la lengua quichua fue hablada por la gente amazónica para comunicarse con los grupos de alta montaña con el propósito de intercambiar productos. Después de la conquista, los misioneros gradualmente introdujeron el uso del quichua hasta que se volvió una lengua de uso común en la amazonía ecuatoriana. Los Quichuas están divididos en dos grupos los Canelos, que son los verdaderos habitantes de la región amazónica, los Canelos ocupan  los ríos Napo, Aguarico, Pastaza y Curaray. El otro grupo, los Quijos, andaban por los valles en la ladera oriental de la cordillera andina, en lo que se conoce cordillera Real. Desde hace muchos siglos, la gente Quijos se ha movido hacia el Este para vivir en la parte baja de la amazonía ecuatoriana.
 
En general, los Quichuas son muy Buenos navegantes, y granjeros. Ellos prefieren vivir en las riberas de los ríos, donde se puede llevar a cabo la rotación de los productos, pesca y caceria. Actualmente esta gente tiene como organización estructural las “comunas” que comparten territorios comunes. La “comuna” esta compuesta de algunas familias, cada una posee alrededor de 50 ha. Y comparten terrenos comunales, al mismo tiempo las comunidades están representadas por organizaciones como la FECUNAE, CONFENIAE, OPIP. Estas federaciones se preocupan de la propiedad de la tierra, salud, educación  otros servicios sociales, aunque la cultura Quichua se encuentra bajo una constante influencia de los blancos y mestizos, esta gente mantiene aun ciertas tradiciones y creencias religiosas. Los Cofanes, también conocidos como A’i son nativos que viven en la frontera entre Ecuador y Perú, en los ríos San Miguel y Aguarico, desde antes de la llegada de los españoles. Después del siglo XVI, los jesuitas causaron cambios drásticos dentro de la cultura Cofan, pues incorporaron elementos católicos en la cosmovisión de los Cofanes. La “Maloca” o sistema de clanes familiares  fue cambiado por el sistema europeo de familias pequeñas, también se cambio la vestimenta, se los volvió monógamos y un sistema económico dependiente fue fuertemente introducido en la gente A’i. Esta aculturación progresivamente a continuado hasta nuestros días.
La gente Cofán así como otros grupos han sufrido el impacto de la explotación del caucho, colonización, trafico de drogas y por ultimo la explotación petrolera, al punto de empezar una violenta  desintegración social,  cultural, acompañada por el alcoholismo y la prostitución. Por esta razón, hace 20 años, algunos Cofanes se movieron hacia el Este a una zona llamada Sábalo, donde tienen su territorio de aproximadamente 50.000 ha. Dentro de la Reserva Faunística del Cuyabeno. Los A’I de Sabalo estan dedicados a conservar sus tradiciones ancestrales, su territorio y su forma de vida. Actualmente existen 400 Cofanes en el Ecuador y 1500 en Colombia, su diezmada población se va viendo forzada a integrarse a otros grupos mayores como el Siona o Secoya, aunque sus orígenes son diferentes. Los Cofanes son representados por la ONICE, que se encarga de la salud, problemas socio-económicos y de territorio.
Los Huaoranis son únicamente 1700 en número y fueron el ultimo grupo en la amazonía ecuatoriana en ser contactado por extranjeros en 1958, por muchos años la gente Huaorani fue considerada muy belicosa. Historias de encuentros violentos con misioneros, compañías petroleras, colonos y quichuas fueron comunes hasta los años 80. Por esta razón en el Ecuador, esta gente es llamada los Aucas o Salvajes. Originalmente fue un grupo nómada, recolector y cazador, sus habilidades de navegantes y granjeros eran muy limitada por lo que se adaptaron a vivir dentro del bosque en lugar de las riberas de los ríos. En el presente los Huaoranis están divididos  en clanes familiares dentro de un vasto territorio justamente dentro del Parque Nacional Yasuní, y esta sufriendo un rápido proceso de aculturación por la presencia constante de compañías de petróleo y la colonización. Los Huaoranis, están representados por la ONHAE que es la organización que se encarga de velar por el bienestar de su gente en todos los aspectos. Los Shuar y Achuar comúnmente conocidos como Jíbaros son en número aproximadamente unos 45.000. estas dos naciones residen en la parte sur de la amazonía ecuatoriana, aunque ambos grupos presentan similitudes, los antropólogos consideran a los Achuar un grupo diferente. Probablemente estas dos culturas se encontraron  en violentas confrontaciones donde surgió la tradicional y ritual, “Reducción de cabezas”. Los Jíbaros también son excelentes navegantes, Pescadores, granjeros  y cazadores, algunas comunidades inclusive hacen artesanías que ellos venden en los centros poblados más cercanos. Tienen una sólida organización socio-cultural y política, similar a la de los Quichuas. Los Sionas y Secoyas están presentes al norte de la amazonía ecuatoriana así como en Colombia y Perú. Sus ancestros fueron probablemente los “Encabellados” quienes ocuparon áreas entre el río Caquetá y el río Napo. Esta gente, no era más de 600, fueron tradicionalmente nómadas que Vivian de la agricultura, la pesca y la recolección de frutas, al parecer ellos preferían divagar por las zonas inundables como  Lagartococha, Cuyabeno y Zancudo. Ambos grupos, han compartido una misma historia, sufriendo la explotación de los afuereños, viendo su territorio reducido a pequeños caseríos por parte de los misioneros y convirtiéndose en los vestigios de culturas más grandes. Actualmente su diezmada población así como su muy pobre organización virtualmente los ha aislado dentro de la amazonía del Ecuador.
 

 

 

TOP